miércoles, 18 de abril de 2012

ASTROLOGIA HORARIA, UN CASO DE “…AMIGOS POR SIEMPRE…”




En estos días surgió una de esas consultas sobre asuntos de casa 7 y casa 11. Esos casos donde existe una amistad profunda y sincera entre dos personas, pero que por una u otra razón se toma la decisión de continuar por caminos diferentes pero que al mismo tiempo se desea mantener una amistad y no herirse uno al otro.

En esta oportunidad me fui por a la astrología horaria, ya que no disponía de las cartas natales exactas de ambos y por otro lado, que la consulta solo la estaba haciendo una de las partes interesadas.

Si puedo decir que la revolución solar de la persona que me consulto, el ascendente Solar vigente esta en casa 7, correspondiendo el tema tratado, como uno de los retos mas importantes del año.

Igualmente, solo para indicar que el tema tratado tenía vigencia, los atacires de la revolución solar para el día de la situación objeto de la consulta, indicada que el atacir del ascendente estaba sobre la Luna, regente de la casa 8 Solar representando un golpe emocional. Plutón sobre Urano,  que por sus regencias solares llama a la introversión, el de Venus en la cúspide partil de la casa 7, siendo este Venus regente del ascendente natal y regente de C10 solar. El amor por la pareja, en este caso la gran amistad entre ambos lleva al consultante a tomar una postura firme, al menos demostrar fortaleza en el asunto y asumir o aceptar con gallardía el desenlace del asunto basado en el “amor y el desapego”. El Dalai Lama es muy claro en el asunto,

“…Te libero con Amor y me libero con Amor…
…Ahora estás en condiciones de amar a esa persona. ¿Por qué? Porque Amar, no es querer. Lo que quieres, quieres poseerlo. Cuando quieres a alguien para ti, solo le estás poniendo una cadena al cuello, y estás atándote del otro lado…”

Fuente: Libro El Arte de la Felicidad por Dalai Lama


Ascendente Libra, ya nos habla de la búsqueda de una salida equilibrada y armónica al conflicto planteado. Su regente Venus/Géminis  en la cúspide de C9, uno de los dos viaja, se aleja  o marca distancia conscientemente, esta condición la hace con la mente más que con el corazón.
El la casa 7 esta la contraparte, Aries, activa, cuyo regente Marte/Virgo están en casa 11, es evidentemente la persona que ansia la amistad a toda costa y reconoce en el otro por los múltiples detalles que pasaron juntos, las grandes cualidades, hay reconocimiento de la gran amistad. Pero este Marte tiene en oposición Neptuno y a la Luna en aspecto aplicativo esta ultima. Las ilusiones y sueños (tal vez el romance de C5) están cargados de mucha emotividad y hasta con dolor si relacionamos a Neptuno como casa 12 por naturaleza. Pasaran algunos días de tristeza, hasta que la luna se aleje de la oposición.
La casa 11 esta Leo, cuyo regente Sol/Aries esta en Casa 7, Esto indica que Marte y el Sol están en disposición mutua y unidos en trígono. Esta condición hace pensar que la amistad perdurara por mucho tiempo y que estos momentos de incertidumbre más bien fortalecerán esa relación entre ambas personas.
Existen muchos elementos mas en la carta que revisar, pero los mismos tienen mas contenido personal que no vienen al caso exponerlos por la privacidad de los mismos.
Mi consultante una vez concluida la consulta me dijo algo que quiero compartir con Uds relacionado con “El Amor y el desapego”, cuando mayor es el amor entre dos almas, el desapego las funde mas en una, me hizo recordar una carta del recordado Facundo Cabral que les copio a continuación y el link donde la tome prestada…

…Es hermoso saber que de una u otra manera habrás de retomar el camino a casa... es decir a la luz y de esa manera por fin tu alma, tu cuerpo y por que no tu mente estarían en el equilibrio perfecto que solo provoca paz, salud y armonía...

Siento que mas allá de tu ausencia, de la distancia que tomas para no contaminarme o no tener que excitarte con mi voz que te provoca estadíos de plenitud que te niegas a resignar, me llevas en tu recuerdo como el ave que alguna vez se posó en tu ventana y cantó a pesar de la lluvia, el viento o tus prolongadas partidas en pos de tu misión, que hoy mas que nunca debes cumplir.
 
Y aunque insistas en que el silencio es lo mejor y hagas de ese silencio un culto, yo me quedo con la palabra que es la que me llevó hasta ti y la que te trajo hasta mí, así como es la que llena tus espacios vacíos y al resonar en tu voz grave, llenó de música mis noches y me fue despertando tan sutilmente como la caricia que te mando cada noche mientras duermes o te desvelas escribiendo "para no quedar en silencio" precisamente….”


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada